El portal con toda la información para el Campo Argentino

Rentabilidad agrícola, el valor de la tierra

  • junio 6, 2016

 

El desarrollo de la agricultura argentina muestra un importante cambio en las últimas tres décadas, la variación de los precios agrícolas y el régimen de tenencia  se ven reflejados en un informe del Ing. Carlos Ghida Daza de la EEA INTA Marcos Juárez, el cual nos permite evaluar su evolución en función a la variabilidad del valor de la tierra.

El desarrollo de la agricultura argentina ha sido la principal noticia del agro nacional por el importante cambio que mostró en las últimas tres décadas. El aumento del 113 % en la superficie y un 229 % en la producción considerando los cuatro principales cultivos, a su vez, el cultivo de soja pasó a tener el 63 % de la superficie agrícola nacional en el trienio 2010/12. Al mismo tiempo se produjo un cambio en la tenencia de la tierra incrementándose la proporción de uso de tierra alquilada en la producción total.
El objetivo del informe fue evaluar los márgenes y rentabilidades de los cultivos en las últimas décadas (ciclos 1990/0 a 2014/15) para, en base a estos índices, relacionarlos con el crecimiento y la predominancia actual del cultivo de soja.
Como principales conclusiones se destaca que el cultivo de soja de primera presenta la mayor eficiencia financiera medida por el indicador de margen respecto a costo operativo, presenta también los mejores indicadores en la tasa de crecimiento del margen y el menor riesgo medido por los desvíos respecto al valor medio.
El doble cultivo de trigo y soja de segunda también muestra un eficiente margen económico al analizar el promedio de la serie. Agregando al análisis el efecto de la valorización de la tierra mediante el índice de rentabilidad del margen bruto, surge una tendencia decreciente en todos los cultivos.
Considerando la forma de producción el productor arrendatario presenta, en todos los cultivos, mayor rentabilidad (debido al menor capital involucrado) pero también mayor riesgo respecto al productor propietario y el rentista.
Finalmente, el resultado económico de soja, medido tanto por el margen bruto como por la rentabilidad, permite caracterizar adecuadamente la evolución de la superficie sembrada de soja.

Introducción
El desarrollo de la agricultura argentina muestra un importante cambio en las últimas tres décadas. De este modo la superficie sembrada en los cuatro principales cultivos (soja, maíz, trigo, girasol) pasó de 14,2 millones de hectáreas en el trienio 1980/82 a 30,3 en 2010/12, un 113 % de aumento de tierra agrícola, mientras que la producción lo hizo de 26,7 millones de toneladas a 88, o sea un incremento de 229 %. A su vez en la composición de cultivos se cambió de una predominancia de trigo con el 47,2% de la superficie agrícola sembrada en 1980/82 a soja con el 63,3 % en el último trienio (MINAGRI, 2015).
En forma paralela se produjo también un cambio en la tenencia de la tierra incrementándose la proporción de uso de tierra alquilada en la producción total, esto se muestra en el gráfico 1 en base a datos de censos nacionales agropecuarios para la provincia de Córdoba (INDEC, 2015).
Gráfico 1. Evolución de la superficie en propiedad y alquilada en Córdoba según censos (en %).

Merconews 0012 - rentabilidad agricola el valor de la tierra 01

 

 

 

 

 

Se muestra un marcado crecimiento, desde 1988 en adelante, en la proporción del uso de tierra con distintas formas de alquiler, según informes ya se estimaba, en 2004 un valor del 60% a nivel nacional (Brescia V, Lema D, 2004).
Teniendo en cuenta que existen series históricas de información económica sobre las actividades agrícolas predominantes del área del sudeste de Córdoba desde 1980 (Peretti M, 1980) surge la importancia de evaluar los indicadores económicos y de productividad de las campañas a fin de relacionarlos con las decisiones de producción.

La influencia del valor de la tierra
En el análisis realizado el principal componente del capital utilizado en la producción, es decir el factor tierra, en el gráfico 2 se muestra la evolución del precio de la tierra agrícola y el valor del alquiler promedio durante el período.
Gráfico 2. Evolución del valor de la tierra agrícola y el costo de alquiler ($ constantes /ha).

Merconews 0012 - rentabilidad agricola el valor de la tierra 02

 

 

 

 

 
Se observa una importante tendencia al incremento del valor de la tierra, especialmente a partir del ciclo 2001/02 en que muestra un crecimiento casi exponencial. Esto se debió a su función como reserva de valor y además por su valorización ante la suba de precios agrícolas. De igual modo el costo de alquiler subió en forma paralela (la correlación entre las series es 0,88).
En el gráfico 3 se presenta la serie de rentabilidad por la valorización de la tierra entre períodos.
Gráfico 3. Rentabilidad anual de la valorización de la tierra.

Merconews 0012 - rentabilidad agricola el valor de la tierra 03

 

 

 

 

 

 

A pesar de su importante incremento en el período, se observa solo una leve tendencia creciente en la rentabilidad por valuación de la tierra, con un promedio de 9,5% anual pero con un coeficiente de variación de 164 %. Se muestran en el gráfico varios valores negativos del índice que, en general, coinciden con períodos recesivos de la economía o de crisis financiera. También hay fuertes subas que corresponden a devaluaciones o ciclos expansivos a nivel internacional.
Determinando la rentabilidad del margen bruto del propietario surgen importantes diferencias en la tendencia del mismo al agregar el efecto de la rentabilidad por valuación de la tierra. La rentabilidad de soja de primera, sin considerar la valuación de tierra, muestra una tendencia negativa (a diferencia de la pendiente positiva de su margen bruto) debido a la creciente valuación del factor tierra. Si se agrega la rentabilidad de la valuación de este factor la tendencia se mantiene constante con un mayor valor pero con importantes oscilaciones debido a los cambios de rentabilidad de la tierra.
En el gráfico 5 las series comparan las rentabilidades (sin incluir el efecto tierra) de las tres actividades competitivas para el caso de productores propietarios.
Gráfico 5. Rentabilidad agrícola (sin considerar la valuación de tierra).

Merconews 0012 - rentabilidad agricola el valor de la tierra 05

 

 

 

 

 

 

 

Se observa una tendencia decreciente homogénea, con una fuerte caída en los últimos años de la convertibilidad por los bajos márgenes a pesar de la deprimida valuación de la tierra. Luego de la devaluación de 2002 se incrementa en forma importante el indicador para posteriormente presentar una tendencia decreciente ante los incrementos en el valor de los campos agrícolas.
El informe también muestra una leve diferencia en la rentabilidad a favor del doble cultivo respecto al resto de cultivos de verano. Es importante también el efecto de la valorización de la tierra el que, agregado a los cultivos muestra una duplicación en los índices de rentabilidad aunque también duplica la medida del riesgo.
En el caso de la agricultura llevada a cabo por arrendatarios, el informe muestra una tendencia neutra a levemente decreciente en los tres principales cultivos. Cabe aclarar la mayor rentabilidad promedio respecto al productor propietario al tener menor capital invertido (costos de implantación, protección y alquiler) pero, a su vez, tienen mayor riesgo que el productor propietario ya que, en este caso muestran varios ciclos con rentabilidad negativa.
Así mismo si bien exhibe un mayor índice en el caso del arrendatario, también muestra el mayor riesgo ya que tiene tres ciclos con quebranto. El propietario productor presenta una leve mejora en el promedio respecto al exclusivamente rentista.
Los esquemas de productor propietario y rentista que incluyen la valuación de la tierra mejoran el índice de rentabilidad incluyendo este factor. De este modo, en la evaluación de la rentabilidad según modo de producción, el propietario y el rentista se muestran estables sin tendencia definida, aunque siempre con menor riesgo. Esto se debe a que los índices negativos se originan en bajas de valor de la tierra y no del margen como en el arrendatario.
Se observa mayor eficiencia económica en la situación del arrendatario con mejor valor en el promedio y menor riesgo aunque los índices del productor propietario son solo levemente inferiores. El rentista presenta menores valores y mayor variación aunque, en este caso no representa mayor riesgo ya que se debe a la importante variación entre extremos de la serie, con tendencia positiva, en el monto del alquiler.

IMG_1029

Comentarios generales
*Durante el período 1990/91-2013/14 se incrementaron en forma importante los componentes del ingreso agrícola por sobre el crecimiento de los costos de producción.
*El cultivo de maíz aumentó en forma mayor sus costos debido al cambio de tecnología de producción, a pesar de ello el importante aumento de productividad permitió la tendencia positiva en el margen del cultivo.
*El cultivo de soja de primera presenta la mayor eficiencia financiera medida por el indicador de margen respecto a costo operativo, presenta también los mejores indicadores en la tasa de crecimiento del margen y el menor riesgo medido por los desvíos respecto al valor medio.
*El doble cultivo de trigo y soja de segunda también muestra un eficiente margen económico al analizar el promedio de la serie.
*Agregando al análisis el efecto de la importante valorización de la tierra en el período, mediante el índice de rentabilidad del margen bruto, surge una tendencia decreciente en todos los cultivos.
*Considerando la forma de producción en el análisis el productor arrendatario presenta, en todos los cultivos, mayor rentabilidad (debido al menor capital involucrado) pero también mayor riesgo.
*Comparando solo al caso del arrendatario las actividades con soja, tanto el doble cultivo como soja de primera muestran los valores más eficientes de rentabilidad y riesgo.
*El esquema de productor propietario presenta rentabilidad similar en los tres cultivos, incluyendo el efecto de la valuación de tierra. Este indicador es levemente superior al obtenido por el propietario rentista.
*Considerando los tres cultivos competitivos en relación a la superficie de soja mediante un análisis de regresión surge que, el resultado económico de soja, medido tanto por el margen bruto como por la rentabilidad, es un factor importante para caracterizar adecuadamente la evolución de la superficie sembrada de soja.

Autor: Carlos Ghida Daza  – EEA INTA Marcos Juárez.
Fuente: Información para extensión en línea Nº 13 – INTA Ediciones, colección divulgación.

Categories: Actualidad, Agricultura, Economía
Leer más: